Avistaje Ballena Franca, Peninsula de Valdes

El avistaje de la Ballena Franca Austral tiene lugar en la Península de Valdes, Patagonia Argentina durante julio a diciembre. Para verlo, no hay más que realizar una excursión en barco por el golfo nuevo en la Peninsula Valdes.

La mejor época del año para el avistaje de ballenas es en los meses de septiembre y octubre. En ese período, cerca de 500 ejemplares de la Ballena Franca Austral permanecen en la cercanía de la costa. Sin embargo, la posibilidad de avistajes se extiende durante un tiempo mayor, de Julio a Diciembre.

Entre abril y julio, las primeras ballenas empiezan a llegar a la Península y se retiran recién en diciembre. Las excursiones se realizan en lancha o en barcos autorizados, que incluyen, además de las medidas de seguridad pertinentes, un paseo por la costa para apreciar el paisaje y las distintas atracciones naturales de la zona.

La primera parada tiene lugar en La Lobería de Punta Loma, en la que habitan unos 2000 lobos marinos. A lo largo de la franja costera, también se pueden observar varias clases de aves: el cormorán (símil gaviota), que construye su nido contra el acantilado, la gaviota cocinera y la garza bruja.

Luego, la embarcación se aleja de la costa y apaga los motores. Es ahí cuando de la tranquilidad de las aguas, emerge un inmenso cuerpo plateado, impulsado por su enorme cola. La ballena se proyecta en el aire, cae de espaldas y se hunde, o pasa por debajo de la embarcación hasta que sale nuevamente a la superficie.

La Ballena Franca Austral pesa entre 3 y 55 toneladas, y mide de 5 a 16 metros. Uno de los mayores espectáculos de la Patagonia Argentina.


Más información: