Viajar en diciembre a la Antártida

Accede a mi guía para viajar a Antártida

    Respeto tu privacidad no te enviaré Spam

    Viajar en diciembre a la Antártida. Diciembre marca el comienzo del verano antártico propiamente dicho.

    Es un buen momento para visitar la Antártida ya que los días se vuelven más cálidos y las condiciones son “un poquito más agradables” pero de todas formas sigues estando en la Antártida.

    Viajar en diciembre a la Antártida

    No da para playa.

    Ahorra en tu viaje
    Encuentra alojamiento a los mejores precios aquí
    Reserva actividades y excursiones en español aquí
    Reserva los traslados desde el aeropuerto aquí
    Los mejores libros y guías de viaje aquí

    Las 22 horas de luz del día que puedes llegar a tener te da más tiempo para observar la vida silvestre. De todas maneras esto no quiere decir que vas a hacer más landings por tener más luz, el ritmo del barco tampoco se altera tanto.

    Y es el viento y la disposición del hielo los grandes limitantes para bajar a tierra, más que la cantidad de luz que tienes.

    A principios de diciembre es un buen momento para ver los polluelos de pingüinos eclosionando en las Islas Malvinas, seguidos a fines de diciembre con polluelos a lo largo de la península antártica. 

    Las crías de foca son comunes en las playas de Georgia del Sur y los avistamientos de ballenas barbadas y dentadas aumentan a lo largo de la Península.

    viajar en diciembre a la Antártica

    Debido a que los polluelos de pingüinos están creciendo durante esta temporada, es un espectáculo ver a los padres llegar a tierra y comenzar un frenesí de alimentación entre los miles de pingüinos juveniles.

    Las ballenas jorobadas comienzan a llegar a la Antártida durante diciembre, después de haber realizado su larga migración desde los trópicos en busca de bancos de krill para alimentarse.

    La pista de aterrizaje en la Isla King George abre en diciembre y los itinerarios que combinan avión y barco están disponibles para las personas que tienen poco tiempo o que desean evitar el Pasaje de Drake. Esto se los contaré más adelante en mi artículo sobre itinerarios.

    Clima en la Antártida- Viajar en diciembre a la Antártida

    El clima de la Antártida en diciembre realmente se calienta (bueno, relativamente) gracias a más luz del día alrededor del solsticio. 

    El clima en el Paso de Drake en diciembre también ofrece la posibilidad de mares más tranquilos. 

    Accede a mi guía para viajar a Antártida

      Respeto tu privacidad no te enviaré Spam

      Este mes puede ser tu mejor momento para ir a la Antártida si estás planeando un viaje familiar, ya que coincide con las vacaciones escolares y ofrece una excelente luz del día/calor y una divertida actividad de pingüinos con los primeros signos de eclosión de huevos a medida que avanza el mes.

      No dejes de revisar los requisitos para viajar a la Antártida.

      Beneficios de viajar en diciembre a la Antártida.

      • La mejor oportunidad para mares más tranquilos al cruzar el Pasaje de Drake ocurre en la Antártida en diciembre.
      • Comienzan los meses más cálidos (diciembre y enero); las temperaturas oscilan entre 29 y 38 grados Fahrenheit.
      • Los glaciares están pariendo activamente a medida que aumentan las temperaturas (diciembre-febrero).
      • La investigación está en su apogeo en la Antártida en diciembre y enero.
      • Los días más largos ofrecen hasta 24 horas de luz diurna (según la latitud) cerca del solsticio del 21 de diciembre, lo que crea más oportunidades para la exploración y la observación de la vida silvestre.
      • Amaneceres y anocheceres largos y prolongados que crean atardeceres y amaneceres nocturnos aparentemente eternos.
      • Los barcos a veces pueden estacionar en el hielo marino, probablemente en el mar de Weddell o el mar de Ross, lo que permite a los huéspedes bajar directamente al mar congelado para explorar.
      • Las flores silvestres de primavera florecen en Georgia del Sur.

      Fauna de la Antártida en diciembre- viajar en diciembre a la Antártida.

      • Las ballenas comienzan a llegar a la Antártida en diciembre.
      • Las crías de leopardo, cangrejero, foca de Weddell y elefante marino son las más comunes. ¡Búscalas en los témpanos de hielo!
      • Los polluelos de pingüino comienzan a salir del cascarón a principios de diciembre en las Islas Malvinas.
      • Pingüinos, petreles y cormoranes ponen huevos y se sientan en sus nidos hasta diciembre; los pollitos comienzan a salir del cascarón a fines de diciembre.